¿Queremos ser felices de verdad?

La respuesta puede parecer obvia, pero tiene cierto nivel de trampa. Para reflexionar un poco más sobre si queremos ser felices de verdad o no, me parece una buena idea compartir hoy con vosotros un extracto más de mi libro “Felicidad Sin Fronteras” que nos puede ayudar a provocar ciertos pensamientos de cambio para aprender a ser verdaderamente felices.

esfuerzo

Si de verdad queremos ser felices, entonces debemos empezar a actuar. Todo lo que queremos de verdad en esta vida nos impulsa a la movilización, y es que sin esfuerzo no hay recompensa. Lo bueno de aprender a ser felices es que requiere un esfuerzo mínimo en comparación a la recompensa.

A veces nos dedicamos simplemente a querer cosas, pero sin realmente llevar a cabo una movilización a la acción. Esto en general significa que no lo queremos de verdad, ya que si lo quisiéramos de verdad empezaríamos a esforzarnos para conseguirlo.

En este sentido, podríamos decir ‘quiero ser médico y tener abdominales’, pero si no estudiamos medicina ni vamos al gimnasio, probablemente signifique que no queremos estas cosas de verdad. Podemos empezar a darnos cuenta de esto para descartar aquellas cosas que no queremos de verdad y, por otro lado, empezar a movilizarnos para conseguir aquellas que sí queremos de verdad.

[…]

De hecho, podemos decir que queremos ser felices (claro, ¿quién no querría?), pero solamente si decidimos quererlo de verdad, conseguiremos empezar a esforzarnos y actuar para conseguirlo (por ejemplo, siguiendo los consejos de [mi libro “Felicidad Sin Fronteras”]). Al igual que cualquier otra cosa en la vida, querer ser feliz de verdad conlleva esfuerzo, pero sin duda vale la pena.

Y tú, ¿de qué grupo eres? ¿de los que dicen que quieren algo pero no hacen nada al respecto, o de los que se esfuerzan cada día para conseguirlo? ¡Deja tu comentario aquí debajo!

4 thoughts on “¿Queremos ser felices de verdad?

Add yours

  1. Es cierto Father’s House que podemos aprender a ver felicidad en los méritos de los demás. Todo depende del esfuerzo que pongamos, y es posible que podamos hacer cada día un poquito más por el mundo. Vale la pena intentarlo!

    Like

  2. Yo diría que me encuentre ella a mi…jjjj se necesitan muchos huevos!!! para esa receta …siguiendo con mi linea diría que “el hombre más FELIZ es aquel que sepa reconocer los méritos de los demás y puede alegrarse del bien ajeno como si fuera propio.Esos los reconozco , no se me escapan y me hacen feliz ….ya es algo!!!!!

    Like

  3. Gracias Anónimo. La respuesta fácil sería: empezar a hacer cosas que te acerquen a lo que quieres de verdad. Si aún no sabes lo que quieres de verdad, quizás leer mis anteriores posts te ayude. En definitiva, un buen consejo si no sabes aún lo que quieres en la vida es empezar a ayudar a los demás y a mejorar el mundo.

    Verás que las acciones dedicadas a esto te reportarán gran satisfacción y probablemente llenen tu vida de sentido. Recuerda que el único momento en que puedes hacer algo por mejorar el mundo es ahora. Ánimo, con esfuerzo lo conseguirás en menos de lo que te imaginas!

    Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

Create a website or blog at WordPress.com

Up ↑

%d bloggers like this: